El cambio llega a tu armario, consume con responsabilidad

En INVITADISIMA te contamos todo acerca del slow fashion.

Invitada, abrimos la semana con un tema que debemos de saber y ser concienciados a la hora de comprar moda. En INVITADISIMA te explicamos a qué se debe este movimiento y cómo afectará a futuro. ¿Lista?

En INVITADISIMA ya contamos con algunas marcas que se suman a este movimiento que cambiará la moda por completo y que ya está cambiando en las grandes firmas afortunadamente. Un ejemplo que ya lleva unos años es la cadena sueca H&M con su colección Conscious

slow fashion

¿Qué diferencia hay entre el Slow Fashion y Fast Fashion? 

La industria de la moda ocupa el 20% de los residuos a nivel mundial y es la segunda industria más contaminante hasta ahora. 

El Fast Fashion a diferencia del Slow, produce de forma rápida, en el menor tiempo y a grandes escalas. 

Hay varios puntos a tener en cuenta cuando hablamos de Fast Fashion. Primero, consumen recursos como el agua, que para fabricar un pantalón vaquero se necesitarían 3.000 litros, para muchas pensaréis que es una auténtica locura. Con ello, debido a la producción elevada que existe, se generarían muchos más residuos y ya existen muchas empresas que se deshacen de los mismos en ríos o directamente en el mar.

Es curioso, ¿sabías que una prenda sólo tendrá 7 usos en toda la vida? Se trata de una prenda pasajera que no tiene la calidad suficiente para deshacerse en años. Como último, no se le da importancia a las pésimas condiciones en las que se encuentran trabajadores, trabajando horas de más a un precio muy bajo…

Cuando hablamos de Slow Fashion, es un movimiento concienciado con el medio ambiente que cada vez más sus consumidores se informan y preocupan por conocer el origen de la prenda, desde dónde se fabrica hasta los materiales que se han empleado en realizar el diseño.

¿Qué características reúne el Slow Fashion? Primero, la moda sostenible apoya a las empresas con poco personal y las que producen de manera local. Apuestan por el reciclaje y las prendas de segunda mano para poder darles más de 7 usos y aprovechar los recursos con los que se produjeron dicha prenda. Los materiales que se hayan utilizado para fabricar dicha moda ecológica serán de primera mano sostenible.

Finalmente invitadas, cuando hagáis el cambio de armario/temporada, donar las prendas que ya no vayáis a utilizar para así poder volver a su ciclo de uso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *